Viernes, 31 Julio 2020 17:23

Miguel García Roda tenía el corazón 'rojo' de Guabirá

Escrito por
Valora este artículo
(1 Voto)

“Gracias papá, gracias porque me hiciste hincha de Guabirá y juntos gritamos, campeón”. Exclamó Mauricio García Céspedes, hijo del doctor Miguel García Roda, en la más conmovedora intervención dentro del acto de homenaje póstumo que le hizo la Gobernación Departamental de Santa Cruz al epidemiólogo que el jueves perdió la vida  en la lucha contra el Covid-19.

De esta manera, develó su ser montereño, el corazón, el cariño y la pasión por el “rojo” del Club Deportivo Guabirá que profesaba su progenitor, que además de excelente profesional era un seguidor del club azucarero y transmitía su fervor por este equipo a sus hijos.

Pero, además de ese fervor, Miguel García, había transmitido otros valores a sus descendientes, los que fueron expresados entre sollozos por su hijo Mauricio: “Dios se lo llevó, está mi padre con Él ahora, vamos a intentar seguir su legado. Él nos enseñó a no dar nunca la espalda a nadie”. “Gracias por enseñarme que todos somos familia, un legado que siempre llevaremos”, dijo y añadió que “siempre estuvo al lado de sus compañeros”. “Tus compañeros eran tus amigos, nunca quisiste que ellos sean  menos que vos, esa enseñanza vamos a impartirla siempre”.

García, era compañero de trabajo de Roberto Torrez, también fallecido como consecuencia del nuevo coronavirus. Su hijo Mauricio dijo: “Tu gran amigo el doctor Torrez, tu mejor amigo cayó, yo sé  que  el primer día que él cayó, decidiste vos, salir a luchar también, sabiendo lo que podía pasar, igual lo hiciste papá”. “Igual lo hizo y no tuvo miedo, él sabía que era una responsabilidad que tenía y por eso salió”.

“El dolor y el corazón, no se reparan”, le dijo al médico Carlos Hurtado, hijo de Roberto Torrez, “de hijo a hijo, le comprendo y sé que también está golpeado, pero mi papá está con los grandes ahora” manifestó a tiempo de agradecerle por el apoyo que brindó a su familia”.

Finalmente, hizo un compromiso personal dedicado a su padre, “te voy a cuidar a tus nenas que dejas acá, que son mi mamá y mi hermana, yo las cuidaré, vamos a seguir tu legado. Es una promesa que te hago, daré mi última gota de sangre por llegar a ser lo que tú siempre has querido que sea, un gran médico, un especialista y mis hermanos pelearán igual, no nos vamos a ir , sin dar todo lo que tú nos has dado, te amo papi”.  

Fue el final de un mensaje expresado con profundo dolor y mucho amor por su padre, un médico que en su momento también sirvió a la sociedad montereña, y que sin duda conmovió a todos los asistentes y a quienes seguían la transmisión de este acto por las redes sociales.

Visto 339 veces Modificado por última vez en Viernes, 31 Julio 2020 21:27

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.